Viaje apostólico del Papa Francisco a Budapest, con motivo de la Santa Misa de clausura del 52 Congreso Eucarístico Internacional, y a Eslovaquia [12-15 de septiembre de 2021]

Francisco, con la muchedumbre en Bratislava

Durante sus desplazamientos por Bratislava, el Papa usa además vehículos eléctricos Škoda Enyaq iV especialmente modificados que la firma le entregó al pontífice para la visita

El contacto directo con los fieles, como las más de 100.000 personas que lo vieron en Budapest o las que en cantidades similares se estiman para sus próximas actividades en Eslovaquia, parecen revitalizar a Jorge Bergoglio, de 84 años

13.09.2021 Hernán Reyes Alcaide, corresponsal en el Vaticano
https://www.religiondigital.org/

“La homilía debe tener un máximo de 10 minutos, 15 si es una cosa muy interesante”, les reclamó hoy el Papa a los religiosos y sacerdotes locales que encontró en la Catedral San Martín del centro de Bratislava.

“La gente después de ocho minutos pierde la atención. Hay que pensar en los fieles que nos escuchan… porque hay algunas homilías de hasta 40 minutos, que le hablan a la gente de temas que no entiende”, sostuvo el Papa, en un pasaje que improvisó, y que despertó risas y aplausos entre los presentes. Aunque también allí les dio un “tirón de orejas”.

“Me permito una maldad: el aplauso lo iniciaron las religiosas, que son víctimas de nuestras homilías”, agregó, aún entre risas, el Papa.

Francisco, con los religiosos

Un regalo “verde” para el Papa

Conocida activista ambiental, la mandataria eslovaca aprovechó la presencia del Papa para hacerle un regalo que va en línea con la preocupación compartida por el cuidado del planeta. Tras la reunión privada en el palacio Presidencial, Zuzana Caputova, le regaló una estación de carga para autos eléctricos, un guiño a la intención papal de reducir de forma gradual las emisiones de dióxido de carbono dentro del Vaticano. Durante sus desplazamientos por Bratislava, el Papa usa además vehículos eléctricos Škoda Enyaq iV especialmente modificados que la firma le entregó al pontífice para la visita.

El Papa, con la presidenta de Eslovaquia

Francisco, “todavía vivo” y con “energía”

En su primer viaje en más de seis meses, tras la visita a Irak a inicios de marzo, el Papa afronta una agenda cargada de eventos, con 12 discursos en cuatro días y horarios extendidos hasta pasadas las 18 todos los días. Sin embargo, el contacto directo con los fieles, como las más de 100.000 personas que lo vieron en Budapest o las que en cantidades similares se estiman para sus próximas actividades en Eslovaquia, parecen revitalizar a Jorge Bergoglio, de 84 años.

Así que fue apenas pisó Bratislava le dijo a la presidenta que la visita le daba “energía”; según reveló hoy la mandataria, y este lunes, entre risas, el pontífice dijo a los periodistas que lo acompañan en el viaje que está “todavía vivo”, al ser consultado sobre cómo lleva la cargada agenda.

El Papa, tras los pasos de Haydn y Beethoven

La primera parte de la agenda papal de este lunes tuvo dos escenarios pintorescos. El Palacio Presidencial, donde Francisco se reunió con Caputova, se enmarca en una serie de jardines que desde 1989, al caer la Unión Soviética, se convirtieron en parques públicos. Construido en 1760, fue testigo de las primeras presentaciones del compositor austríaco Joseph Haydn.

La Catedral de San Martín, que el Papa visitó luego, no solo es un edificio gótico que se empezó a construir en el siglo XIV y se consagró el 10 de marzo de 1452. Es el lugar también en el que por primera vez se escuchó la Missa solemnis 123 de Ludwig van Beethoven, una de las más emblemáticas del músico alemán.

Francisco saluda a un niño pequeño

Ceremonias pontificias con “pase verde” para vacunados

Con el 40,4% de su población ya inmunizada contra el coronavirus, Eslovaquia busca darle un impulso extra a la vacunación. Así, si bien durante meses se había sostenido que solo las personas vacunadas podrían concurrir a las actividades con el Papa, la última semana se abrió también la posibilidad a quienes hayan tenido la enfermedad o a quienes presenten un test negativo, los mismos requisitos que rigen en otros países europeos, como Italia, para acceder a los “pases verdes”.

Este lunes, la Conferencia Episcopal eslovaca anunció que 100.000 personas vacunadas se anotaron para participar de las celebraciones papales de martes y miércoles, y que otras 7.000 sin inmunizar también asistirán, aunque en un sector aparte. Con un promedio en las últimas semanas de unos 400 casos diarios, Eslovaquia registro hasta ahora 12.558 víctimas por coronavirus, según cifras oficiales.

Una delegación de alto contenido social para recibir al Papa

La recepción que tuvo el papa Francisco cuando aterrizó este domingo en Bratislava fue otra muestra más de la sintonía creciente con la presidenta Zuzana Caputova. La mandataria, que usó un traje verde para homenajear a los discursos sociales del pontífice, según explicó la prensa eslovaca, sumó a la comitiva de bienvenida a la Defensora Pública de los Derechos, Mária Patakyová, a la sobreviviente del Holocausto Herta Vysná, y a la directora de una asociación civil que se dedica a los cuidados paliativos para niños en sus casas, Maria Jasenková. También se sumaron el primer ministro Eduard Heger y el presidente del parlamento Boris Kollár, que hoy tuvieron audiencia privada con el Papa, y el alcalde de Bratislava, Matús Vallo.